¡Feliz Navidad
Nicolas
San Nicolás o Santa Claus , la evolución de una tradición
 
En Alemania el día seis de diciembre es un día muy especial para los niños, se celebra San Nicolás. Reciben dulces como regalo tras haber puesto en la chimenea o en la puerta un zapato la noche anterior.
 
Los más atareados, días antes de esta fiesta fueron y siguen siendo los panaderos, ya que debían y deben preparar toda clase de golosinas, entre ellas las más demandadas son los San Nicolás de chocolate, cuya producción ascendió el año pasado a diez toneladas.

Historia de San Nicolás

Según la tradición, San Nicolás es originario de Petara, Asia Menor, donde nació en la segunda mitad del siglo III. Tras la muerte de su tío, éste le sucedió como obispo de Mira, en la región de Licia. Su gran popularidad se debe a los milagros que se le atribuyen. Se cuenta que en la diócesis de Mira un vecino de San Nicolás se encontraba en tal pobreza que se decidió a exponer a sus tres hijas vírgenes a la prostitución para sacar de ese vil mercado el sustento para él y para ellas. Sin dinero no podían pagar la dote de una, por lo que ninguna se podía casar. Para evitar aquel inhumano lenocinio, San Nicolás tomó una bolsa con monedas de oro y, al amparo de la oscuridad de la noche, la arrojó por la chimenea de la casa de aquel hombre. Con el dinero se casó la hija mayor. San Nicolás hizo lo mismo para favorecer a las otras dos hermanas. En la segunda ocasión, tras ser tirada la bolsa sobre la pared del patio de la casa del pobre, esta se enredó en la ropa que se tendía para secar. El padre se puso al acecho en la ventana, descubrió a su bienhechor y le agradeció su caridad.

Nicolás de Mira falleció el 6 de diciembre del año 342. Su popularidad se difundió tanto en Europa del Este como en la Occidental -por ejemplo en Alemania se estima que la devoción a San Nicolás comenzó bajo Otto II, posiblemente por su esposa Theophano. Como benefactor y protector de gente en situaciones de peligro, gracias a los peregrinos y a las Cruzadas, se convirtió en protector de marineros, comerciantes y cocheros. Pero, sobre todo como amigo de la infancia, lo cual posiblemente tuvo su origen en la fusión de dos festividades medievales.

Cada 28 de diciembre, en la fiesta de los Santos Inocentes, acompañados de un obispo, éstos desfilaban por las calles de la ciudad para pedir limosna. El 6 de diciembre los colegiales también salían a la calle acompañados de un obispo especialmente elegido, y por lo general disfrazados de diablos. Paulatinamente, las dos fiestas se confundieron y se empezó a celebrarlas el 6 de diciembre.

En el siglo XIX la fiesta siguió siendo una fiesta hogareña, en la que San Nicolás podía hacerse presente. De aquella época datan las famosas canciones que entonan los niños para celebrar la fiesta. Además, se celebraba San Nicolás en las calles, y para entonces los diablos acompañantes de otrora se habían sustituido por los pajes de San Nicolás. Así mismo, en algunas ciudades se celebran desfiles y se llevan disfraces.

El paje Ruperto  diablito

Existen diferentes teorías sobre el origen del paje. Algunos opinan que es un diablo que, siglos atrás, fue derrotado por San Nicolás. Inicialmente, se le llevaba encadenado, pero posteriormente se le permitía andar libremente y ayudar a San Nicolás. Según otra versión, el criado moro era un huérfano etíope que San Nicolás compró a piratas, para dejarlo seguidamente en libertad. Sin embargo, como el criado permanecía constantemente a su lado, San Nicolás decidió llevarlo consigo y educarlo. Otros opinan que se trata sencillamente de un criado de San Nicolás, cuya piel se tornó negra debido a que debía entrar en las casas por las chimeneas. Su papel actual es el de azotar a los niños malos, desobedientes y desaplicados.

Un zapato en la chimenea

Ya en el siglo XVI los niños dejaban un zapato junto a la chimenea, que antiguamente, era el símbolo del vínculo entre los dioses y los humanos. Estos creían que los dioses se dirigían a ellos a través de la chimenea, y que también San Nicolás se servía de este conducto para recompensar a los niños con obsequios. Las canciones se cantaban para complacer a San Nicolás, al igual que, antiguamente, se trataba de agradar a los dioses a través de la chimenea.
De San Nicolás a Papá Noel  

El San Nicolás cristiano sustituyó e incorporó a varios personajes paganos donantes de regalos, como la bondadosa bruja Befana y los ancianos y generosos alemanes Berchta y Knecht Ruprecht. En Alemania se le llamó Sankt Nikolaus, y Sanct Herr Nicholaas o Sinterklaas en Holanda. En estos países se decía que cabalgaba por el cielo en un caballo repartiendo regalos. Vestía como un obispo y a veces iba acompañado por Ruperto. En un principio, el día de San Nicolás en el que se recibían los regalos se celebró el 6 de diciembre. Tras la Reforma, los protestantes alemanes dieron más importancia al Christkindl (Niño Jesús) como donante de regalos el día de su fiesta, el 25 de diciembre. Cuando la tradición de Nicolás prevaleció, se incorporó a la Navidad. En 1969, el papa Pablo VI suprimió la festividad de San Nicolás del calendario católico como la de otros personajes legendarios, cuyas vidas estaban poco documentadas. Irónicamente, el término Christkindl ha evolucionado hasta convertirse en riss Kringle, otro apodo de Papá Noel.

Dicha costumbre fue popularizada en los Estados Unidos por los protestantes holandeses de Nueva Amsterdam, que convirtieron al santo en un mago nórdico. Su nombre fue abreviado, no solo a San Nic, sino también a Sint Klaes o Santa Claus. La mitra de obispo fue remplazada por el hoy famoso gorro rojo, su cruz pectoral desapareció por completo. Se mudó de Turquía al Polo Norte, de donde viene con el trineo y los renos :)  
( Para oír la canción de esta Navidad hacé clic sobre Papá Noel )
¡ FELIZ  NAVIDAD !  PapaNoel
 
Augura, acompañando el obispo, y disfrazado de Ruperto...
diablito 

...¡Ojo!, portensé bien, sino les voy a traer carbón